Huelga de enfermeras sin fin

Tristemente este es el caso de las enfermeras venezolanas, han protagonizado una de las huelgas más larga de su historia, son muchos los problemas que aquejan a ese sector en Venezuela, la falta de insumos médicos, los hospitales en inmenso deterioro así como lo salarios pésimos para el sector de la salud en este país, han ocupado más de dos semanas en esta huelga sin fin y lo más escabroso del caso es que se espera que continúe ya que las respuestas no se ven llegar.

La preocupación tanto por parte del sector de la salud en Venezuela es alarmante así como el de la población en general que son los que sufren los embates de esta enorme crisis por la que atraviesa este país.

Una huelga en donde no se vislumbra un final

Es la primera vez que en este país se extiende una huelga de este sector por tanto tiempo superar las dos semanas de paralización en este ámbito podría acarrear consecuencias graves para la población en general, en donde no solo se  exige el mejoramiento de los salarios de estos profesionales, sino que los hospitales que son dependientes del estado sean conferidos con los recursos necesarios para su desarrollo, es un tema de graves consecuencias, en donde las medicinas y los implementos necesarios para trabajar son inexistentes.

Así mismo la preocupación con respecto a los recursos primarios como el agua, y la luz son un tema delicado, ya que no son solo este sector los que están sufriendo el desgaste de estos servicios sino la población en general, esto quiere decir, que es una crisis generalizada a nivel macro desde instituciones hasta ciudades enteras, como es el caso de la capital del país en donde las protestas por las fallas en el suministro de agua no se han hecho esperar.

Protestas generalizadas

El comienzo de esta paralización se llevó a cabo en el mes de junio, cuando los trabajadores de los hospitales públicos más importantes en las principales ciudades se fueron a paro con el fin de solicitar todas estas exigencias al gobierno central,  pero no solo se ha paralizado el personal de estos hospitales a medida conforme a pasado el tiempo se han sumado centros de maternidad, por lo que esta sección de la salud también se ha visto comprometida, seguidamente se han ido sumando trabajadoras de todo el país entero, lo que comprueba que las deficiencias están presentes a nivel general. Son los hospitales principales que dependen totalmente del estado lo que han sufrido estos inconvenientes. Solo han estado prestando sus servicios en las áreas de emergencia, quedando de lado las áreas de hospitalización y consultas.

La suma de los Médicos tratantes

A esta huelga se le han sumado otros sectores de la salud, los médicos, los farmacéuticos y los bioanalistas. Todo debido a los salarios tan pobres con los cuales cuentan los cuales no les alcanza ni para el pago de sus servicios básicos, mucho menos para la compra de bienes de consumo, pero esta es una  situación que ha traspasado a todos los niveles, ya que la canasta básica del país se encuentra por encima de los doscientos millones así que esta suma no cubre ni siquiera un diez por ciento de la cuota mensual.

Aunado a la escasez de personal por lo que por este pago una enfermera debe cubrir el trabajo de cinco y seis enfermeras, aunado al poco personal médico que queda laborando en los hospitales, no es de extrañar cuando este país ha estado sufriendo el éxodo masivo al cual se ha sometido en los últimos tiempos.

Las respuestas del gobierno central han sido muy limitadas, solo han resuelto el problema brindándole una bolsa de comida la cual será entregada cada quince días, igualmente estas han recibido la ayuda pero no han desistido de la protesta. Las exigencias son que sus salarios sean igualados al sector militar el cual goza de salarios equiparados a la canasta alimentaria.

Se espera que se pueda solucionar una crisis tan grave que acarrea tan graves consecuencias para la población, son muchas más las protestas que se han estado desarrollando en otros niveles, ¿cuáles serán las medidas próximas a tomar? Aún están en incertidumbre.